sábado, 7 de marzo de 2009

Liberen a Germán

Vengo de leer en blog de Maru su post sobre el secuestro de Germán García-Velutini.

Quizás alguno de ustedes pueda preguntarse por qué escribo un post para él y no para otro de los tantísimos secuestrados de este país. Y la verdad es que no es porque yo conozca al señor en cuestión o le tenga algún afecto, simplemente escribo "Liberen a Germán" como podría escribir "Liberen a Ana" o "Liberen a Francisco" o a Luis, a Carmen, a Rosa... así como un día alguien podría tener que escribir "Liberen a Mariale"... Porque como dicen en la página web que le han dedicado, para ser secuestrado sólo hace falta estar vivo y libre, como lo estoy yo, como lo están ustedes.

Al pedir que liberen a Germán, estoy pidiendo la liberación de TODOS los que están pasando por el mismo horror, que como él también tienen familia y amigos que los esperan.

7 comentarios:

el secreto de monalisa dijo...

Un solo secuestrado somos todos, mientras esté en cadenas, una parte de nosotros también lo estará

Oswaldo Aiffil dijo...

El secuestro es un delito abominable!!! Besos Mariale!

Genín dijo...

Uff! Yo también vengo del blog de Maru, y lo mas terrible de todo es que la delincuencia, le comentaba, se está extendiendo por todo el mundo, mas pronto que tarde, esto va a traer unos cambios en la sociedad, dramáticos.
Besos y salud

EUCHY dijo...

:(

que tragedia chama

Rosángela dijo...

Este es mal que se agudiza en nuestro país... Lo peor es que al igual que nos ha ocurrido con las otras calamidades, pareciera que nos estamos acostumbrando a que el secuestro sea "el pan nuestro de cada día".

Liberen a German. NO al Secuestro. dijo...

Gracias por unirte a mi causa, que es la causa de todos los que creemos en la VIDA y en la LIBERTAD.

Luis Alejandro Bello Langer dijo...

Siempre es complejo personalizar una situación que afecta a muchos poniendo a un ser humano (Germán, en este caso)...pero en cierto modo, es necesario para lograr el sentido de identificación. Y cuando hay un flagelo tan extendido nos damos cuenta que, por desgracia, puede afectar a cualquiera de nosotros.

Saludos afectuosos, de corazón...y espero que tanto Germán como los demás afectados puedan ser liberados por sus captores, por el bien de ellos mismos y de sus familias.