sábado, 20 de junio de 2009

Mi obsesión por el idioma es MÍA y sólo MÍA

Noto en los comentarios, en el embobador, en los mails y en los mensajes de texto que recibo, que quienes se comunican conmigo por escrito, lo hacen como con miedo de que les voy a abrir un juicio en el Alto Tribunal de la Gramática si escriben mal alguna palabra o si el texto completo no está impecablemente redactado.

Esto, asumo, debe ser un problema mío y no de los demás, considerando la cantidad y la diversidad de personas a las que les sucede la misma cosa, y que a todos les sucede sólo conmigo.

Yo sé que me han visto en este mismo blog despotricando del que escribió alguna animalada en su estado del Facebook, o del profesor que "pretende enseñar y resulta que ni escribir sabe", o de los otros blogs que sólo he visitado una vez y no se me ocurre volver "porque están tan mal escritos que me dan dolor de cabeza". Ya lo sé, y entiendo que es algo que puede generar cualquier tipo de reacción, están los que lo leen y les parece graciosa mi neurosis, están los que piensan que exagero, está el que piensa que me creo la gran vaina... Y todas esas percepciones tienen su valor y sus basamentos, en algún nivel.

Pero les puedo asegurar dos cosas:

1) No es mi meta en la vida ser una especie de Policía del Castellano que anda por ahí corrigiendo todo cuanto consigue, yo no tengo la intención ni la predisposición de hallar errores y criticarlos; es simplemente que si están, los noto! Y no es que los noto y ya, sino que me causan un extremo malestar, es -como diría Otto- como si me metieran el dedo en el ojo! No lo puedo evitar!
Tal vez tenga que ver con lo que yo llamo mis síntomas -leves, mas no inexistentes- de T.O.C., como mi necesidad de que todo lo que toco esté inmaculadamente limpio y de lavarme las manos si siento que no lo estaba, o el hecho de atormentarme por cosas que no puedo controlar, como las guerras y el calentamiento global.
Son cosas que yo misma no encuentro normales, que a veces a mí misma me estresan, pero que, sencillamente, no puedo evitar. Cosas que para los demás pasan inadvertidas, pero que para mí pesan más de lo que a simple vista puede parecer.

2) Sin perjuicio de lo anterior, es decir, a pesar de que me estrese anormalmente ver algo mal escrito, cada uno de ustedes puede tener la certeza de que no les voy a dejar de hablar por que se coman un acento o un signo de puntuación.
En ningún modo, explícito ni tácito, les exijo que escriban perfecto, por dos razones: primero, que no tengo por qué exigirles nada y, segundo, que no tengo esa potestad porque mi escritura tampoco es perfecta, yo cometo errores, en estos días chateando con una amiga escribí "sinceramenete" en lugar de "sinceramente" por estar apurada, y en un comentario en el blog de Antonieta escribí "ecisten" en lugar de "existen" porque pulsé una tecla un poquito más a la derecha de lo que debía... Y si revisan este blog sin mucho esfuerzo, algún error se van a encontrar, una palabra repetida, lo que sea; lo digo porque yo misma a veces leo entradas viejas y les encuentro esos detalles, a pesar de que en el momento de publicarlas las haya revisado mil veces...
Les aseguro que, a los que leo todos los días, los leo porque sé que son personas inteligentes con quienes de alguna manera simpatizo, personas que aportan cosas valiosas a mis días, y que no voy a dejar de verlos como tal si un día cambian una Z por una S o viceversa.
Y los que no son bloggers, pero que me quieren lo suficiente como para calarse la paja que escribo en este blog y luego escribirme un mail con sus impresiones, saben que me tienen, a mí y a mi gratitud vitalicia; y saben que el concepto que tengo de ustedes no está basado en lo que escriban o dejen de escribir (salvo aquellos que desde el principio se ganaron mi admiración porque escriben espectacularmente bello).

En fin, lo que quiero decir es que mis obsesiones ya me estresan bastante a mí, pero no tienen por qué estresarlos a ustedes, así que por favor siéntanse libres de esa carga.

14 comentarios:

* M a r u dijo...

Me encanta tu pasion por el idioma... y por escribirlo bien. Ah! Sorry, no tengo acentos hoy. Besitos.
MEP

Maie dijo...

jajajajaja.... bueno si unp se siente mas co^prometido con la causa cuado sqbe que los lectores se pueden sentir como si uno les metierq un dedo en el ojo caramba jajajaja...pero la verdad no me estresa pq ademas cambio tando de keyboard, por ejemplo ando en uno frances qu a veces la cuestion sale sin acento y pues sale sin acentos...

Nigger dijo...

A lo mejor llegas a estar como el usuario @spelling_police de twitter que se la pasa corrigiendo a todos los que puede sobre sus errores gramaticales y de ortografía...

Eso sí, yo nunca he pensado que me vayas a dejar de hablar (leer o escribir pa'l caso) si cometo alguna falta de ortografía, que generalmente son errores de dedo, o alguna que otra palabra que realmente puse mal.

Rafucho dijo...

Vamos a estar claros en una vaina:

Es muy diferente un error cometido, un resbalón de teclado o de mouse, o la indisponibilidad de algunos caracteres en teclados internacionales...

pEEroo ezaaA modaAA de ezkRRivrirrRR maarrrRR aa prooOOpocitOOO me zakaAAA la PiedrAAAaa muXooO!!

Capochoblog dijo...

Jajajaja, pillé ese error en el blog de Anto y viniendo de ti, pensé: se le fue el dedo, y me hizo gracia :D

Yo soy mala para los acentos, para que voy a mentir: mala, mala, malisima! y no hay sobrelectura que me haga mejorarlo, es como un alzheimer "acentuado", que se yo.

Un buen amigo me dice que es culpa de las monjas que me educaron porque no me enseñaron a leer con "Luisito Pinto" o con el otro, que no tengo la menor idea de como se llama, jajajaja (ganas de no echarme la culpa, por flojera).

Lo cierto es que admiro a las personas que saben escribir y sobretodo, que luego de saber hacerlo, saben comunicar perfectamente las ideas y manejan el idioma sin miedos y sin evitar las palabras.

Así que tu, sin disculpas... eso sí, si "eciste" alguien que no los cometa, pues que lance la primera pluma, que digo; el primer lápiz :)))

Besos, buen finde.

Rossy dijo...

La verdad es que nunca he sentido esa carga, y además lo comparto contigo porque yo también siento ese dedo en el ojo a menudo, jajaja!

Antonieta H. dijo...

jajaja di la verdad eres la Pérez Jimenes del castellano jajaja, eso se nota cuando es un error de dedo y cuando es como el cirujano aquel que pusiste aquí, yo tengo mala ortografía pero trato de mejorar.

Yo también tengo esos síntomas leves de lavarme las manos todo el tiempo.

Antonieta H. dijo...

*JiméneZ jajaja

Lilita dijo...

mmmm PeErooh' zI ssscriiiBHir aaSIII Eeess MhUUy diiIIverrrTisdO!

creeme que te entendemos mariela, no soy la mejor escribiendo pero procuro tener cuidado, más porque en mi carrera es fundamental, uno comete errores sin querer, que al momento no los ve pero luego leyendo con calma descubre esos pequeños errores

y sobre la "moda" de escribir tan mal, que se puede decir más que lo obvio, ES HORRIBLE, a veces me escriben mis primitas y les exijo que me escriban bien porque no entiendo lo que tratan de decirme, no se de donde salió eso pero es una de las vainas mas horrendas que he visto

Genín dijo...

jajajajaja Cada quien tiene sus "cosas" tu tienes las tuyas y las dices con meridiana claridad y sinceridad, de lo contrario ya no serias Marialita, aunque seguro que te querría igual, pero así como eres, te quiero mucho.
Besos y salud

Carilisve dijo...

Bueno... creo que ese aspecto no estas sola, pues a pesar que en mundo del blog, no le presto mucha atención, tanto en casa como en el trabajo soy bastante exigente con la ortografía.
De hecho, en el computador de la casa he eliminado el corrector del procesador de palabras; de esta forma evito que mi hija lo utilice y de alguna forma presta más atención a como se escriben las palabras.
Saludos

Fausti dijo...

Comparto tu "obsesión" por el correcto castellano. Pero de todo se ve en este mundo, y hay que ser tolerantes.

Admito que yo de vez en cuando meto la pata. Pero bueno... No se puede ser perfecto todo el tiempo jejeje.

Saludos!

Cop-cita dijo...

Eso se llama pasión!...Pasión por lo que escribes!...eso se ha perdido mucho!.... y bueno para muestra el embobador que dices tu!...jejeje!

A mi también me tildan de neurótica con el asunto de la redacción y las palabras mal escritas!...sobre todo como escriben los niños ahora por texto: "TQMuxo"...en vez de mucho.... o XQ en vez de porque....y así un montón de palabras que no es por el hecho de abreviar sino que eso contribuye indudablemente a la malformación y degeneración de nuestro hermoso lenguaje!....

Un abrazo Mariale!

Luis Alejandro Bello Langer dijo...

Creo que te lo comenté en el "embobador"...que la correcta expresión, tanto oral como escrita, es reflejo de la cultura personal. En lo personal, admito problemas en cuanto a la puntuación (como Julio Verne, abuso de los punto y coma).

Yo no exijo perfecto uso del castellano...eso queda en cada uno. Cada vez me recuerdas más a Mónica Geller de Friends, jejeje. De todos modos, gracias por liberarnos de la carga...aunque, en lo personal, en parte la tendré presente.

Por cierto, frecuento a un muchacho venezolano que, si lo vieras, te espantarías de inmediato con las faltas groseras que comete en su Blog...pero lo tolero porque deja sus comentarios de cuando en cuando. Saludos afectuosos, de corazón.

P.D.: Si no existieran personas como tú, ¿cómo librar la batalla contra las horrendas abreviaciones?