lunes, 16 de julio de 2012

Himno a la Alegría = Nina

Es curioso cómo desde niños nos quedamos programados para toda la vida.

A mí, por ejemplo, el  Himno a la Alegría SIEMPRE me va a hacer recordar a mi Nina, que fue la primera que me lo cantó.


  

Nota que nunca vas a leer:
Probablemente te alegraría saber que hoy lloré.
Gracias.